Reciclaje de films para usos agrícolas

Films para ensilado respetuosos con el medio ambiente
Los films de alta calidad para ensilado, como los presentes en la gama Silotite, proporcionan a los granjeros un método de ensilado barato y eficiente para la producción de forraje de alta calidad para el invierno. Una vez que los films para ensilado han cumplido su misión, es importante que sean reciclados. Existen diferentes aplicaciones para los films agrícolas usados, como vallas, productos para jardines, o bolsas de basura, entre otros. No obstante, sin llegar a la fase de reciclaje, creemos que se puede minimizar el impacto medioambiental con un empacado menos grueso, gracias a una reducción del espesor durante el proceso de fabricación.

Reducción del grosor del film
Utilizando polímeros avanzados y la última tecnología para extrusión de films, se puede reducir el grosor de los films estirables para ensilado y producir un film estirable totalmente funcional que ofrece la resistencia y el comportamiento de un empacado de alta calidad, pero con un grosor de film muy inferior.

SilotitePro es un film de este tipo. El uso de SilotitePro® le permite minimizar el impacto medioambiental de sus actividades de empacado. La naturaleza más fina del film le permite envolver pacas utilizando mucho menos film por volumen. En consecuencia, crea también menos residuos una vez abiertas las pacas. Además, estos residuos reducidos son totalmente reciclables.

Reciclaje
Durante muchos años, hemos participado activamente en diferentes planes de reciclaje de films llevados a cabo en el Reino Unido, Irlanda, Bélgica, Francia y los Países Bajos, colaborando estrechamente con las organizaciones agrícolas locales para este fin.

¿Para qué puede servir el film de ensilado usado?
Los films de ensilado usados no deben desecharse, ya que pueden ser reciclados para fabricar membranas antihumedad, mobiliario urbano y de jardín, bolsas de basura, etc. En la actualidad, existen planes de reciclaje en casi todos los países para reprocesar los films agrícolas, por lo que es importante (y más rentable) asegurarse de que los films estén preparados para su recogida por una empresa autorizada para la gestión de residuos. A este respecto, ofrecemos como guía los siguientes cinco consejos básicos para el reciclaje de envoltorios estirables de ensilado:

1. El polietileno que vaya a destinarse a reciclaje debería estar limpio, seco y no presentar ningún otro contaminante para reducir así los gastos de transporte y procesamiento. Asegúrese de que los fardos de polietileno usado no contienen neumáticos, piezas metálicas, piedras o trozos de madera. Estos materiales pueden causar graves problemas en la maquinaria de reciclado.

2. Almacene los films de ensilado usados esmeradamente: a la zona de almacenamiento debería poder accederse fácilmente con un vehículo de recogida.

3. Recuerde separar por grupos los diferentes residuos de la granja (envoltorios de pacas, malla, cordel de la empacadora, bolsas de fertilizante, recipientes de plástico, etc.) para que no se mezclen.

4. Asegúrese de que estén listos para su recogida embalándolos, atándolos o introduciéndolos en un envase adecuado, como una bolsa grande de polietileno.

5. Asegúrese de contratar los servicios de una empresa de eliminación de residuos certificada que se encargue de eliminar el film de empacado embalado correctamente. Recuerde que, en la mayoría de los países, es ilegal quemar o enterrar el polietileno.